Cómo Elon Musk hizo disparar las acciones del Clubhouse equivocado

Un tuit del empresario en el que anunciaba su intervención en la red social impulsó las acciones de otra empresa casi homónima, Clubhouse Media Group, que nada tenía que ver con la nueva ‘app’.

Elon Musk parece tener el ‘superpoder’ de hacer subir las acciones con un solo tuit o declaración. De hecho, ya ha favorecido de esta forma a las criptomonedas bitcóin y dogecóin, a la minorista GameStop o al estudio de videojuegos polaco CD Projekt, desarrollador de Cyberpunk. 

Recientemente, el ya denominado ‘efecto Elon’ ha llegado también a la nueva red social de mensajes de audio Clubhouse, que está ganando rápidamente popularidad en todo el mundo. Sin embargo, al mostrar su apoyo a la ‘app’, el multimillonario también impulsó sin querer las acciones de otra empresa casi homónima, Clubhouse Media Group, que nada tiene que ver con la nueva aplicación.  

Atención médica y mansiones para ‘influencers’

Todo empezó con un tuit publicado por el director ejecutivo de Tesla y SpaceX el pasado 31 de enero en el que anunciaba su intervención en la aplicación de audio. En resultado, las acciones de Clubhouse Media Group se dispararon en más del 100 % en las primeras operaciones del día siguiente, antes de retroceder ligeramente, según Financial Times.

El Kremlin responde a la invitación de Elon Musk a Putin para conversar en ClubhouseEl Kremlin responde a la invitación de Elon Musk a Putin para conversar en Clubhouse

Sin embargo, la empresa Clubhouse Media Group, con el código bursátil CMGR, es una compañía que «brinda tratamiento médico, investigación científica, enseñanza, prevención y servicios de salud», según Bloomberg. Esta empresa de atención médica antes se llamaba Tongji Healthcare Group y tiene su sede en Guangxi, China. 

En cuanto a su nombre, se debe a que Tongji Healthcare adquirió en agosto West of Hudson Group Inc, propietario de ‘The Clubhouse’, «una colección de casas de creación de contenido ubicadas en las pintorescas mansiones del sur de California» y destinada a los ‘influencers’ de redes sociales, según un comunicado de la compañía.

De esta forma, ni la atención médica ni las mansiones tienen conexión alguna con Clubhouse, fundada el año pasado por los empresarios Paul Davison y Rohan Seth y que se organiza en salas de audio dedicadas a temas específicos. 

¿Qué es Clubhouse y cómo funciona?

Al entrar en una sala, el usuario lo hace como simple oyente con el micrófono silenciado, mientras que solo los creadores y moderadores de la mesa redonda pueden hacer uso de la palabra. Si un oyente quiere intervenir, puede enviar una señal a los moderadores para que autoricen la activación de su micrófono. Asimismo, cada usuario puede crear su propia sala de conversación.  

A diferencia de las redes sociales tradicionales, en Clubhouse no se puede escribir comentarios ni mensajes de texto: la plataforma solo prevé transmisiones de audio. Nada se graba, lo que diferencia a Clubhouse de los ‘podcasts’.

Otra novedad de la aplicación es su sistema de invitaciones. A excepción de los primeros probadores, cada nuevo usuario debe ser invitado por alguien que ya esté utilizando la plataforma. 

De momento, Clubhouse funciona solo en dispositivos móviles de Apple. No obstante, la aplicación ocupa el primer lugar en la lista de App Store en países como Alemania, Italia, Japón y Turquía, mientras que los creadores anunciaron durante una reciente reunión interna que la plataforma tiene 2 millones de usuarios semanales.

Decenas de personalidades como Musk, el rapero Drake o el actor Jared Leto han sido vistos participando en conversaciones a través de Clubhouse.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!