“Talara”: El primer videojuego argentino creado íntegramente por mujeres

El Mundo a un Clic es una serie semanal que explora tendencias, temas actuales y controvertidos. El cyborgismo, la industria del streaming, el sextech, los chatbot, el sharenting, las grandes tecnológicas, la Generación Z y la Inteligencia Artificial, entre otras temáticas serán los tópicos que se abordará en cada episodio.

[embedded content]

“Talara”: El primer videojuego argentino creado íntegramente por mujeres

El componente narrativo en los videojuegos ha ido evolucionando. Los primeros, los bidimensionales, eran tan planos en lo visual como en la experiencia de juego. Sobre una gráfica que se desplazaba lateralmente, el personaje principal luchaba, moría (y revivía), atravesaba niveles y llegaba al final. El gaming hoy cuenta historias universales, como la superación y el duelo, en escenarios que son parte activa en la narración. Se pueden explorar porque no hay orden de acción ni camino correcto. Los videojuegos narrativos rompen con el trinomio planteamiento-nudo-desenlace, y dan al jugador la libertad de descubrir las cosas por sí mismo.

Talara es uno de esos videojuegos: narrativo, 3D y en primera persona. El jugador toma la piel del personaje principal que recorre las rutas de la Patagonia para regresar a la casa familiar después de un llamado urgente. “Cuando era chica quería ser grande, ahora que lo soy quisiera volver el tiempo atrás… Hay cosas que haría distinto, cosas que no permitiría que pasen”, dice la protagonista en un diálogo interno. Descubrir su pasado y reconectar con sus raíces, es la propuesta del Talara.

“La idea para Talara nace en el año 2019 dentro de la Universidad de Buenos Aires, en la carrera de Diseño de Imagen y Sonido”, cuenta a Télam Pilar de Mena, una de sus creadoras. La consigna era hacer una ficción, pero Elina Azcona, Merlina Torales, Cloé Tsiaculias y Pilar quisieron salir del tradicional corto de ficción y se propusieron contar una historia interactiva. “Nos decidimos por hacer un videojuego narrativo que tenga todo el peso en su historia y en su diseño audiovisual, que era donde más herramientas teníamos”, agrega Pilar.

“La idea para Talara nace en el año 2019 dentro de la Universidad de Buenos Aires, en la carrera de Diseño de Imagen y Sonido”

Pilar de Mena

Pensar la historia, construir los personajes y definir la manera en que el mundo de Talara se vea, se sienta y se escuche, no fue una dificultad para las creadoras del videojuego. “El gran problema que tuvimos fue programarlo, poner todo en conjunto para que se pueda jugar”, explica Pilar.

La realidad de la industria del gaming impide que todo sea idílico cuando son mujeres las que quieren desarrollar videojuegos. Un informe del Observatorio de la Industria Argentina de Desarrollo de los Videojuegos (ADVA) analizó la distribución de empleadas mujeres en el sector. En 2021, las empresas que cuentan con trabajadores en relación de dependencia emplean un 13% de mujeres, y solamente el 8% de ellas ocupan puestos de trabajo STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemática). En puestos directivos, la presencia de mujeres se reduce a un 6%; y en 2020, según datos del mismo observatorio, sólo un 3% de las empresas estaban íntegramente formadas por mujeres. En este contexto, surgió Talara.

Originalmente, el equipo era de cuatro mujeres pero se amplió a ocho cuando en 2020 entraron en contacto con Women in Games Argentina (WIG Ar), una agrupación de mujeres y disidencias que, mediante acciones concretas como visibilizar, educar y crear oportunidades de acceso y trabajo para minorías, trabajan para que la industria del gaming sea más inclusiva. “Ahí conocimos a Débora Theaux y Adriana Urdaneta que son las programadoras de Talara; a Real Nini que se encarga de la musicalización del juego; y a Florencia Kantis que también se unió y está en el diseño para la interacción del usuario”, cuenta Pilar.

“Elegir la Patagonia fue parte de una búsqueda que estábamos haciendo como diseñadoras argentinas»

Pilar de Mena

Así como mantuvieron un equipo de mujeres, las creadoras de Talara también apostaron a la diversidad en otros aspectos. “Elegir la Patagonia fue parte de una búsqueda que estábamos haciendo como diseñadoras argentinas: nos cuestionábamos los espacios discursivos que se plantean en las piezas audiovisuales, y cómo siempre están contadas desde una perspectiva tan desde acá, desde Buenos Aires y sesgada en relación al Interior”, explica a Télam Elina, guionista y sonidista del proyecto. Cloé Tsiaculias, otra de las realizadoras, destaca que el fuerte de su videojuego “es la creación de un personaje latino, dentro de un espacio latino que, a la vez, no se reduce solo a eso, es una historia universal”.

Talara es una palabra de origen latinoamericano que significa ‘lluvia por dentro”. Las chicas lo eligieron después de haber definido las características principales de su protagonista y entender cuál era la relación con su hermana, otro personaje femenino muy importante para la trama del videojuego. Talara, explica Elina, “denota la catarsis a la que esperamos que se acerque y experimente el jugador”.

Talara ganó el premio del público en el EVA Digital 2020 y actualmente está disponible como prototipo funcional. El equipo está buscando inversionistas y distribuidores de videojuegos que financien el proyecto para desarrollar los niveles y publicarlo a mediados de 2022.