Mar. Oct 4th, 2022
El exjuez federal de La Plata Carlos Rozanski Foto Archivo
El exjuez federal de La Plata, Carlos Rozanski / Foto: Archivo

El exjuez federal de La Plata Carlos Rozanski consideró este martes que el juicio que se sigue por la causa en la que se investiga el presunto direccionamiento de la obra pública en Santa Cruz «tiene una hostilidad pocas veces vista» contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, y señaló que el fiscal Diego Luciani y el magistrado Rodrigo Giménez Uriburu «cometieron delitos judiciales» en perjuicio de la exmandataria.

«Este juicio es de un clima de hostilidad de pocas veces antes visto. Es la inquisición suavizada con traje y corbata. El fiscal Luciani y el juez Giménez Uriburu son delincuentes porque cometieron delitos judiciales», afirmó Rozanski en declaraciones a la emisora AM 530.

«Los fiscales y el juez de la causa de vialidad son un grupo de mafiosos liderados por (el fiscal federal) Carlos Stornelli»

El abogado defensor de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, Carlos Beraldi, inició en la mañana del martes la segunda jornada de su alegato final en el juicio Vialidad ante el Tribunal Oral Federal 2 y reiteró que la acusación quedó «totalmente desvirtuada» con la prueba presentada en el debate oral.

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner consideró el pasado lunes que quedó probado «en forma documentada» que los fiscales Luciani y Sergio Mola «mintieron descaradamente» en el juicio Vialidad.

Vicepresidenta Cristina Fernndez de Kirchner Foto Archivo
Vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner / Foto: Archivo

En esta línea, Rozanski aseguró que «Beraldi es lo mejor que podría haber elegido Cristina para su defensa».

Además agregó que si condenan a la vicepresidenta «se amplia el delito que están cometiendo contra ella» por no seguir el debido proceso.

«Los fiscales y el juez de la causa de vialidad son un grupo de mafiosos liderados por (el fiscal federal) Carlos Stornelli», sostuvo.

Rosanzski instó al presidente de la Nación, Alberto Fernández, a «tomar medidas correspondientes en cuanto al juicio, y evaluó que, tras el atentado contra la Vicepresidenta, quedó claro que la derecha «atenta con el alegato de un fiscal», pero también «con una pistola».